Los candidatos independientes ponen en riesgo el plan del PRI de retener el poder: The Economist

61

Ciudad de México, 28 de mayo (SinEmbargo).– Otros candidatos independientes que como Jaime Rodríguez Calderón, “El Bronco”, son unos “llaneros solitarios”, podrían “perturbar el desarrollo de la política mexicana” de cara a los comicios electorales del 2018 donde se elegirá al nuevo Presidente de México, lo cual representa un riesgo para el Partido Revolucionario Institucional (PRI), que pretende volver a su rol de partido gobernante, diceThe Economist en su presente edición.

El semanario dice que, en este contexto, las elecciones del próximo 7 de junio darán un veredicto sobre el Presidente Enrique Peña Nieto y el partido tricolor. Adelanta que “es poco probable que sea positivo”.

“El PRI puede seguir siendo el partido más grande en el Congreso, pero los analistas esperan que su participación sea baja. Los votantes, furiosos por la corrupción y la violencia, están en un estado de ánimo anti-partidos. Las columnas periodísticas cuestionan si tiene sentido votar. [Y] el inesperado ascenso de Jaime Rodríguez Calderón es el signo más claro de este fenómeno nacional”, dice.

Detalla que este “fenómeno nacional” podría cambiar la forma en que se libran las elecciones: “Si lo hace así, otros candidatos ‘llaneros solitarios’ podrían perturbar el campo político antes de la próxima elección presidencial en 2018, dicen algunos analistas. Ese es un riesgo particular para el PRI, que gobernó México durante siete décadas hasta el año 2000 y, espera que Peña Nieto vuelva a su papel como el partido de gobierno”.

Sin embargo, dice que el partido tricolor ha protagonizado una campaña débil contra Rodríguez, sin explotar el hecho de que era un incondicional del partido durante 33 años, hasta hace ocho meses. “Él se ríe de la conexión ahora, comparando el PRI a una de sus ex esposas (que recientemente lo acusó de asalto, lo cual él niega). ‘Me quité de los hombros un peso de encima. Soy libre’, dice”.

The Economist menciona que en Nuevo León, “el desencanto puede ser especialmente grave debido a que el Gobernador del PRI, Rodrigo Medina, y su padre están sumidos en escándalos. La candidata del partido para suceder al Gobernador, Ivonne Álvarez, dice que en su gobierno no habría ‘padres incómodos’. El señor Medina, quien insiste en que es inocente, afirma ser víctima de una ‘guerra sucia’”.

Dice que el pico de la carrera de Rodríguez Calderón fue cuando ocupó la Alcaldía de García de la que se hizo cargo en 2009 justo cuando el estado se vio envuelto en la violencia del narcotráfico. Refiere que a pesar de que ganó una reputación por enfrentarse a la delincuencia organizada, él dice que una de sus hazañas que le causan mayor orgullo fue ofrecer becas a estudiantes a cambio de plantar y regar los árboles.

“Estos toques populistas hacen que los empresarios se pongan nervioso. La mayoría piensa que las comparaciones con Hugo Chávez, el fallecido líder venezolano, van demasiado lejos, pero les preocupa que Rodríguez se asemeja a Andrés Manuel López Obrador, un agitador de izquierda mexicana. Sin embargo, él hace frente a esos temores, diciendo que él no es ‘ni derecha, izquierda, ni centro’”, publica el medio en su presente edición.

Dice que los negocios están tratando de domarlo, con cierto éxito. Menciona cómo en una conferencia del Instituto Mexicano de Ejecutivos de Finanzas, Fernando Elizondo declinó a su candidatura para apoyar a “El Bronco”. “Muchos de los participantes estaban en éxtasis. ‘El Bronco’ necesita un ‘controlador de moral’, dijo uno de los oradores”, reseña The Economist.

Explica cómo los jefes de negocios “también están furiosos por la oscuridad de un contrato para construir un proyecto caro de 372 kilómetros de tuberías de agua, conocido como Monterrey VI, en momentos en que la deuda del Estado es ya elevado”.

“[El proyecto] fue adjudicado a un consorcio co-dirigido por una filial de Grupo Higa, una empresa de construcción que ha proporcionado préstamos hipotecarios dudosos a la esposa del señor Peña y su Secretario de Finanzas, Luis Videgaray. Todos los candidatos a Gobernador del estado se han comprometido a revisar o desechar el proyecto”, menciona el medio. Eugenio Clariond, un industrial de Monterrey y jefe del Fondo Metropolitano de Agua de la ciudad, dijo al semanario que se trata de “un gran negocio para el gobierno y sus amigos”.

The Economist dice que Peña Nieto y el Secretario de Hacienda Luis Videgaray Caso han sido criticados por la élite empresarial de Monterrey, “a pesar de haber lanzado las reformas como la de la liberalización de la energía que puede beneficiar a las empresas industriales”. Explica que “la principal fuente de fricción es un nuevo régimen fiscal que ha ralentizado el crecimiento económico. El gobierno también es culpado por la violencia que se vierte en Nuevo León desde la vecina Tamaulipas”.

“Sea o no que esto se traduzca en una victoria para el señor Rodríguez esto puede depender de si la maquinaria política del PRI despierta sus partidarios en la jornada electoral. Si es elegido [Gobernador], los analistas tienen dudas acerca de cómo va a funcionar el estado sin el apoyo de un partido en la legislatura. […] Pero como el Sr. Clariond dice, un voto a favor de ‘El Bronco’ es uno para el ‘menos peor’ candidato”, concluye la publicación.

Contenido Patrocinado

Leave a Reply